Comunicación Interna a la comunidad académica

Versión para impresiónSend by emailVersión en PDF


Comunicación Interna a la comunidad académica
 

 
En estos momentos coyunturales tan disímiles y atípicos, me gustaría compartir con los decanos y docentes de las diferentes facultades, algunas orientaciones básicas en torno al proceso de evaluación que debemos adelantar como parte de nuestra labor docente. 
 
La evaluación del aprendizaje es una de las actividades fundamentales del proceso de formación y la única forma con la que se cuenta para verificar hasta qué punto las metas educativas han sido alcanzadas. Esta requiere de los docentes una planificación frente a lo que se quiere alcanzar con los estudiantes, por lo tanto, conlleva a realizar una serie de revisiones y ajustes conforme a las características del estudiantado, del contexto, de la naturaleza del contenido, así como de las características del proceso didáctico. Desde la educación remota mediada por TICs, los procesos evaluativos requieren de una secuencia distinta de interacción, más asincrónica y de la concienciación del papel de los estudiantes en el desarrollo de las actividades planteadas como sujeto autónomo, por lo que se insta a revisar de manera detallada las actividades de evaluación del proceso de aprendizaje, la definición de los instrumentos de evaluación y de los métodos de retroalimentación implementados.
 
Consultar documento completo haciendo clic aquí
 
 
 

 

 

   

Síguenos en nuestras redes sociales 

 

 

 

 
Sin votos aún