Felíz día de la mujer

Versión para impresiónSend by emailVersión en PDF

Felíz día de la mujer

Celebramos en Occidente este jueves 8 El Día Internacional de la Mujer. Es una fecha más para homenajear a las mujeres ¿o un día de simple protocolo familiar, social o político, para decir, por 24 horas, que las mujeres son transcendentales en la vida de cada humano? No creo en homenajes furtivos y obligados. Pero la fecha, y lo que ella significa de un tiempo atrás, es válida para adelantar, así sea brevemente, una reflexión sobre lo femenino y proclamar, desde ya, que tenemos un compromiso vital: hacer felices a las mujeres, alas nuestras y a las ajenas!

¿Son las mujeres el sexo débil? Ni metal ni físicamente creo que la mujer sea un ser débil, dependiente por aquello de que proviene de un costilla del señor varón como ha divulgado la doctrina cristiana. No la mujer no es un ser débil ni en su constitución ni en su desarrollo personal. Su debilidad deviene de la historia que no la ha valorado lo suficiente y le ha negado su fuerza y sus derechos. Pero, ¿qué es lo débil en la mujer? Creo, con apoyo de la Neurociencia, que el oído. No hay mujer que no coma cuento, cuando un coqueto galán le canta melodías y sueños al oído. Por el oído es que ellas pecan por el oído es que se muestran débiles y se derriten por las llanuras de la vida. Si no tuvieran su sensibilidad al borde del oído, muy seguramente tuviéramos más mujeres felices, ya que no fueran presas fáciles de tanto avivato y supieran descubrir que es el buen amor y cuál es el buen sexo.

Por ello en este día de celebraciones a la mujer, no solo proclamemos que debemos garantizarle sus derechos, entre ellos el de escoger quien será el señor de sus sueños, sino que ayudemos, desde la escuela o desde el hogar, que las niñas, mujeres del mañana, no dejen que el oído sea su órgano débil y que aprendan a oír no solo los cuentos de sirenas, sino los sonidos verdaderos de los amores, los cuales llegan con las brisas y con los sudores. Deben aprender a escuchar la vida.
 

Por: Gaspar Hernández Caamaño
SECRETARIO GENERAL.
Candidato a Phd. en Educación.
gasparemilio2@hotmail.com

 

Su voto: Ninguna Promedio: 4.1 (17 votos)